Madrina: Marta, Pilar y Marta

    Kenai es un cerdito vietnamita de dos años, que hasta su llegada a El Hogar, vivió en una casa con una familia que le ofreció mucho cariño pero el espacio donde habitaba, un patio pequeño con el suelo de cemento, no era adecuado para su bienestar físico y emocional. Allí nunca le dio el sol, por eso tiene la piel enferma; tenía poco espacio para andar, por eso tiene las pezuñas muy deformadas; nunca conoció a otros amigos como él… Aunque ha sido muy querido por la familia con la que convivía, le faltaban muchas cosas para llevar una verdadera vida de cerdito.

    Kenai ya está vacunado, desparasitado y en cuanto pase la cuarentena podrá conocer a los demás compañeros de su especie como son Tormenta, Nube, Marea, Viento…

    En El Hogar va a recuperar la falta de estímulos, olerá la hierba, caminará por la tierra, sentirá el calor del sol en su piel, tendrá barro para hozar, compartirá juegos con otros cerdos vietnamitas y vivirá rodeado de amor.

    ¡Bienvenido «Oso Negro» (significado de Kenai)!

    Anímate a ser parte de su familia como madrina/padrino, escríbenos a: [email protected]