Tres vecinas de Marçá vieron como este bebé tórtola se caía del nido y se golpeaba, como consecuencia del golpe Inde tiene un ala rota y perdió un ojito. Ellas la recogieron y la cuidaron, la llevaron al veterinario, la vacunaron y entre las tres la ayudaron a recuperarse. Ahora Inde empieza su nueva vida en El Hogar, su ala rota y su ojito de pirata no le impedirán ser feliz con sus nuevos hermanos. ¿Quieres ser la madrina de Inde? Escríbenos a [email protected]