¡Gracias de corazón!

ruby

No hay nada más dulce que amar a alguien. Amarlo como una madre y tanto, que darías tu vida por él/ella.

Y al mismo tiempo, duele intensamente el corazón al verle enfermo, cuando sabes que sufre y no puedes calmar su dolor. Cuando tiene hambre y trabajas duro y sin descanso para que no le falten los recursos más básicos.

A veces, parece que sólo puedes prometerle otra vida donde jamás hubiese padecido el maltrato, otro cuerpo que no acuse el lastre de la genética manipulada que está agotando su salud. Y aunque no es posible borrar las huellas de un pasado difícil, la ilusión te hace fuerte para trabajar día y noche, para poder ofrecerle la felicidad a cada instante, caricias, amor y el respeto como individuo de toda la sociedad.

Hoy esta madre que ama no está sola.

Ya nunca más estará sola. Cada vez más gente busca justicia, y con la unión está la fuerza. Organizándonos, hay mucho más que ganar pues el trabajo es más eficiente cuando se aúnan los esfuerzos de más personas que luchan por lo mismo: El Hogar de los animales.

Aquí nadie podrá dañarles, explotarles, manipularles… aquí su cuerpo es suyo y su vida, propia.

Un terreno de belleza incomparable y riqueza natural que devolverá a los animales la salud, la alegría y la estabilidad en sus vidas.

Hoy, este grupo de activistas, han conseguido, con vuestra ayuda, firmar un contrato de seguridad para el resto de sus vidas. Animales a salvo en el santuario El Hogar Animal Sanctuary.

Gracias por ser una parte tan importante del cambio que estamos creando en esta sociedad.

El equipo de El Hogar proVegan.

1 Comment

  1. Noa dice:

    ¡Que gran noticia! Gran trabajo y muchos ánimos, seguid así!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

//]]>